¿Y quién es ese George Soros?

en

George Soros es un magnate, multimillonario y especulador financiero húngaro de origen judío.​ Es presidente del Soros Fund Management y fundador de Quantum Fund. Es conocido por ser «el hombre que provocó la quiebra del Banco de Inglaterra» el 16 de septiembre de 1992, episodio llamado miércoles negro, donde Soros obtuvo unas ganancias de unos 1000 millones de dólares​ y produjo pérdidas al Estado inglés por valor de unas 3400 millones de libras.

Soros es una de las personas más ricas del mundo, con una fortuna de 24 200 millones de dólares en 2015 según Forbes. Aunque sus vínculos con el Partido Demócrata y el progresismo liberal le han convertido en blanco de toda clase de teorías conspirativas. El gobierno húngaro de Viktor Orbán ha empezado a eliminar las ONGs financiadas por Soros ya que “sirve a los intereses globalistas y fuerza la corrección política sobre las naciones-estado”.

También se le culpa por “ser parte de una élite global cuyas decisiones económicas han eliminado la clase trabajadora, robado la riqueza del país y colocado esa riqueza en las manos de un puñado de corporaciones y entes políticos” y se le acusa de tener lazos estrechos con Barack Obama y Hillary Clinton, y de interferir en los procesos democráticos de los países europeos.

En España, la inmobiliaria de la que es el mayor accionista fue la gran beneficiada, junto con Goldman Sachs, de la venta de 2.935 pisos del IVIMA, operación hoy investigada por el Juzgado 48 de Madrid.

Soros es también conocido por ser un gran partidario del liberalismo económico y sus políticas, ideología que apoya en todo el mundo gracias a sus donaciones económicas y fundaciones​, y a su vez, del intervencionismo estatal, popularizando la expresión “fundamentalismo de mercado” en su libro La crisis del capitalismo global. Soros defiende la filosofía de sociedad abierta, muy influida por el liberalismo del filósofo Karl Popper. Entre 1979 y 2011, Soros donó más de 8000 millones de dólares a «causas relacionadas con la educación, la salud pública y los derechos humanos».​

Soros jugó un papel clave en la vuelta de los Estados socialistas de Europa al sistema capitalista,7​ entre 1984 y 1989, respaldando por ejemplo al movimiento sindical anticomunista Solidaridad en Polonia o apoyando la Carta 77 en Checoslovaquia.​ Es también presidente de la Open Society Foundations, una de las organizaciones que canalizan los fondos donados, también fue miembro de la junta del Council on Foreign Relations. Sus críticos señalan que estas cuantiosas donaciones están dirigidas a mantener el orden social existente y la hegemonía del capitalismo en el mundo.

Sus actividades han sido muy diversas, generalmente centradas en el apoyo a regímenes liberales, en línea con las ideas de sociedad abierta que ha defendido. Ha apoyado el movimiento Solidaridad en Polonia, así como a la organización de derechos humanos Carta 77 en la República Checa, contribuyendo al fin de los gobiernos comunistas en esos países. Su financiación y organización de la Revolución de las Rosas en Georgia fue considerada por los observadores rusos y occidentales como crucial para su éxito, aunque Soros afirma que su rol ha sido exagerado.

Actualmente es el presidente de la Soros Fund Management y del Open Society Institute así como también miembro del consejo directivo del Council on Foreign Relations en Nueva York.

A fines de los años noventa, apoyó financieramente al candidato Alejandro Toledo, quien luego se convertiría en presidente del Perú. Los aportes de Soros se dieron en el marco de una campaña de oposición al régimen de Alberto Fujimori.

En Estados Unidos es muy conocido por su apoyo a causas ultraliberales o radical-progresistas. Entre sus más conocidas se encuentra haber donado grandes sumas de dinero en un esfuerzo fallido por conseguir la derrota de George W. Bush en las elecciones presidenciales de Estados Unidos de 2004 (a pesar de haberlo apoyado en las primeras elecciones). El 12 de noviembre de 2007 manifestó su apoyo a Barack Obama para la candidatura demócrata en la elección de 2008.

Recientemente ha apoyado diversos movimientos favorables a la legalización de la marihuana, del aborto y de la agenda LGBT y respalda e incita movimientos migratorios en Estados Unidos y otros países

En octubre de 2011, Financial Times publicó una carta abierta en la que Soros se dirigía a los líderes de la zona euro, pidiéndoles que respondan a la crisis de la moneda única con más Europa. La carta ha sido firmada por otras 95 personalidades europeas entre las que se encuentran Javier Solana, Daniel Cohn-Bendit, Andrew Duff, Massimo D’Alema, y Emma Bonino.

Además de su papel en las finanzas internacionales, Soros ha aparecido también como escritor. Su título La crisis del capitalismo global​ da una idea más amplia sobre el personaje. Admirador del filósofo Karl Popper, especialmente de su obra La sociedad abierta y sus enemigos, se refiere a él constantemente y utiliza el término “falacias fértiles” para referirse a situaciones que, siendo objetivamente falsas, se comportan como si fueran verdaderas.

En 1999, predijo en su libro La crisis del capitalismo global los problemas económicos estructurales que en 2008 se vieron cumplidos. De hecho, en su último libro publicado en mayo de 2008, The New Paradigm for Financial Markets: The Credit Crisis of 2008 and What It Means, describe la situación de crisis financiera actual como la más grave que ha vivido en toda su vida.

En su último artículo, que escribió para el Financial Times, George Soros explica la importancia de capitalizar a los bancos lo más pronto posible, y pronostica que mucho dinero se encuentra a la espera de que el gobierno tome las riendas y comience a estabilizar la situación. El 13 de noviembre de 2008, George Soros y otros cuatro conocidos gestores de fondos de cobertura fueron a declarar al Congreso de los Estados Unidos, donde presentaron su punto de vista sobre la influencia de estos instrumentos financieros de inversión en la actual crisis financiera.

Comentarios

comentarios