La Nobleza Negra

en

Como colofón de la unificación italiana, las tropas del rey Víctor Manuel II de Savoya entran en Roma en septiembre de 1870, apoderándose del Palacio del Quirinal, entonces residencia papal, obligando a la Curia Romana a retirarse al Palacio Apostólico del Vaticano. De este modo se pone fin de facto a los Estados Pontificios. Tras la celebración de un plebiscito la población de Roma y del Lacio, aceptan su anexión al recién creado Reino de Italia.

La Nobleza Negra y el pueblo Jázaro están entremezclados y los límites entre uno y otros son difusos y controvertidos. En estos entresijos se sitúan los cimientos de las futuras Noblezas Negras y su migración posterior a territorio Europeo en forma de familias de negociantes y mercaderes.

Rama histórica en Italia

El papa Pío IX se opuso a esta anexión. En muestra del no reconocimiento de la legitimidad del Estado Italiano, se encerró dentro del Palacio del Vaticano y se declaró Prisionero en el Vaticano. Para mostrar su solidaridad con el soberano pontífice, una parte de la aristocracia romana rechazó asimismo toda alianza con el recién creado Reino de Italia. Estas familias cerraron las puertas de sus viviendas como muestra de luto, del mismo modo que en 1875, en el tiempo jubilar del Año Santo, Pío IX mantuvo cerradas las puertas de las cuatro basílicas romanas en símbolo de protesta.

Tras 1870, la mayor parte de estas familias, conocidas ya como «nobleza negra», poseían cargos honoríficos y hereditarios de la Santa Sede. De hecho sus títulos y privilegios eran provenientes de la Santa Sede, la cual los solía nombrar chambelanes privados o gentilhombres de la Guardia Palatina.

La reclusión voluntaria de los papas dentro de las murallas del Vaticano duró 59 años, así como la clausura de las puertas de dichos palacios. Este statu quo duró de 1870 a 1929, fecha de los pactos lateranenses, en cuyo articulado fue creado el Estado de la Ciudad del Vaticano.

Los Jázaros arios de los Montes Cáucasos donde sus antepasados tuvieron una conversión en masa al Judaísmo en el siglo VIII

Tras la firma de los Acuerdos de Letrán, las familias de la nobleza negra obtuvieron la doble ciudadanía: convirtiéndose en ciudadanos del Estado de la Ciudad del Vaticano y súbditos del Reino de Italia. En testimonio de la gratitud hacia la lealtad demostrada, el papa Pío XI otorgó a la nobleza negra la autorización de formar parte de la Guardia Noble, que hasta entonces estaba reservada a los vástagos de las familias originarias de los antiguos Estados Pontificios (en 1931, Pío XI rechazó acceder a la petición del rey de España Alfonso XIII, que hubiera deseado ver abierta la Guardia noble a las diferentes familias de la aristocracia católica europea).

Entre las familias de la nobleza negra, se encuentra la familia Massimo así como la de Eugenio Pacelli, futuro Pío XII.

Entre la nobleza “blancos” fueron contados los Boncompagni Ludovisi, Ottoboni, Caetani, Cesarini Sforza, Doria Pamphilj, Ruspoli, Sciarra, Schiaratura, Lovatelli, rami degli Odescalchi e dei Pallavicini. El 14 de septiembre de 1970, el papa Pablo VI escribió al cardenal Jean-Marie Villot, secretario de Estado de la Santa Sede, una carta oficial por la cual se abolía el grueso de los cuerpos armados del Vaticano, con la excepción de la Guardia suiza. Desde entonces, la desaparición del último bastión de la nobleza negra supuso el fin de sus antiguos privilegios, matrículas de la Ciudad del Vaticano, estatus jurídico particular así como títulos honoríficos. En mayo de 1977, una parte de la nobleza negra, conducida por la princesa Elvina Pallavicini, se unió al obispo tradicionalista Marcel Lefebvre.

La Nobleza Negra, la Banca y las Conspiraciones

Venecia fue durante siglos un centro de los linajes babilónicos que se expandieron en el Lejano Este con los viajes del veneciano, Marco Polo, de quién hay más para saber que lo que la Historia oficial sugiere. Las familias reales supervivientes en Europa son miembros de un antiguo linaje de esta Nobleza Negra, incluyendo la Casa de Windsor de Gran Bretaña. Este es el porqué de que estas casas reales, incluyendo los Windsor, están plagadas de satanismo y fundamentalmente relacionadas con la Masonería y otras sociedades secretas de la Élite.

Muchas de las familias financieras y de negocios más famosas de hoy son miembros de las líneas de la Nobleza Negra. La dinastía de la banca de Warburg es de hecho de la familia de Abraham de Banco, la mayor familia de la banca en Venecia cuando la ciudad estaba en la altura de sus poderes e influencia. La familia Agnelli, famosa por el gigante del automóvil, Fiat, es otro de estos linajes de la Nobleza Negra.

Este es el por qué de que los Agnellis controlan Italia y dan órdenes a sus gobiernos. Otra de las familias más poderosas de la Nobleza Negra de Venecia eran los de Médicis y fueron ellos los que patrocinaron en gran medida (más allá de la míticas joyas de la reina Isabel) el viaje de Cristóbal Colón para “descubrir” el Continente Americano.

La influencia de la Nobleza Negra se expandió en dirección norte hacia Alemania y es de esta corriente que la familia real británica, la Casa de Windsor, se origina. Hasta que cambiaron su nombre en 1917, fueron llamados la Casa de Saxe – Coburg – Gotha, una línea real alemana remontándose a la Nobleza Negra de Venecia – Lombardía y más allá de eso a Babilonia. La Nobleza Negra hizo su centro por un tiempo en Ámsterdam. Otra vez muchos de ellos afirmaron ser Judíos, pero no lo eran, eran linajes arios que habían viajado ahí por rutas varias. Algunos se originaron de los fenicio – venecianos y algunos eran los Jázaros arios de los Montes Cáucasos donde sus antepasados tuvieron una conversión en masa al Judaísmo en el siglo VIII.

Lo que llamamos Judaísmo es sólo otro retoño de la religión del Sol de los arios, como es el Cristianismo. El liderazgo en Ámsterdam eran los sucesores para los magos negros de Babilonia. Fue mientras la Nobleza Negra tenía su base en Ámsterdam que las personas holandesas fueron usadas para empezar el asentamiento blanco de Sudáfrica.

En 1689, uno de esta Nobleza Negra, llamado William de Orange, fue manipulado en el trono de Inglaterra y en este momento el liderazgo ario en Ámsterdam se mudó a Londres para conectarse con los otros linajes que se habían instalado en Londres y Gran Bretaña miles de años antes. Londres se hizo aún más el epicentro de sus operaciones cada vez más mundiales.

Así que lo que ha ocurrido en todo África, Sur América, Asia y los Estados Unidos y el Canadá, es que el control manifiesto de Gran Bretaña y Europa ha sido reemplazado por el control encubierto. Cuando estos imperios manifiestos, particularmente el Británico, han parecido contraerse en la superficie, han dejado en estos países la red de sociedades secretas, linajes y estructuras para gobernar tan poderosamente como antes, pero ahora sin peligro de un desafío de personas sin idea de quién está realmente en control. La estructura mundial es muy simple.

El Programa central es coordinado desde la City de Londres, que comprende el centro financiero conocido como la “Milla Cuadrada”, y la región a lo largo del río Támesis corriendo hacia abajo hasta las oficinas centrales de la abogacía británica, las Cámaras del Parlamento, los centros del gobierno y de la Inteligencia Británica, y a través al Palacio de Buckingham, hasta la casa del linaje conocido como los Windsor. El gobierno británico es simplemente una fachada para el Programa real que es operado desde éstas pocas millas de principales bienes raíces en la Ciudad de Londres y la ciudad de Westminster.

París es otro centro clave para la Hermandad Babilónica y también el Vaticano. Mire las estructuras del gobierno conocidas risueñamente como “democracia”, la estructura de la ley, economía, los medios de comunicación y todas las instituciones que usted encuentra en la mayoría de los países hoy. ¿Desde dónde vinieron los planos originales para estas estructuras?. Londres, exactamente.

 

Comentarios

comentarios